2011: Los discos (nacionales) del año

2011 se acaba, y como ya va siendo tradicional toca repasar lo mejor del año, comenzamos hoy con la aportación nacional musicalmente hablando.

España va bien en este aspecto, la escena musical patria goza de una buena salud, ahora que por fin se ha demostrado claramente de que la crisis musical sólo era de la industria que se lucraba de ella y no de las bandas y artistas que son los que realmente importan.

Quizás donde se ha notado la crisis ha sido en los festivales, muchos han desaparecido tras el estallido de la burbuja festivalera, pero otros, los pioneros como el Contempopránea, FIB y Primavera Sound, siguen mejor que nunca con el añadido de un Bilbao BBK Live revitalizado.

La profesionalización de las bandas en directo ha quedado patente gracias a una nueva Edad de Oro de la música en directo, la música se ha digitalizado, se acabó la dictadura de las discográficas, las bandas han salido a las calles, salas y festivales, bienvenidas sean pues con el permiso de las promotoras.





Los canarios Jaír y Noé Ramírez vienen de publicar su tercer LP, con las constantes habituales en el grupo: un sonido lleno de matices y terriblemente cuidado en el aspecto de la producción. Plus Ultra (Jabalina, 2011), suena a lo que siempre han sonado: aire oscuro de unos The Cure más jóvenes, y un deje en la voz del Chinarro de hace años. Podemos decir, sin temor a equivocarnos, que estamos ante el disco más y mejor tratado de Pumuky, que contiene muchos temas de nivel más que notable.


Este debut es digno heredero de la producción de elbicho, y los seguidores de esta banda van a encontrar un nexo de unión entre aquel y este estadio.
 En Chatarrero hay menos rock progresivo trianero, menos reggae y swing y más folk con pop y rock, toques jazzies, world music, programaciones y el innegable pellizco andaluz, todo reflejado desde el prisma de uno de los artistas más interesantes que ha dado la música popular española en la última década, y la mejor voz, con mayúsculas, de las músicas de fusión de este país en el siglo XXI.


Hay música que parece marcada en los genes de un pueblo y todo lo que salga de fuera de allí va a ser algo profano. En el caso de Guadalupe Plata, sus genes son jienenses (más concretamente, de Úbeda), pero parecen proceder de algún pueblo perdido de Texas. No les hace falta cantar en inglés, todo lo contrario: si lo hicieran no serían tan auténticos. Su blues rock áspero y polvoriento entra por las venas.

Share:

0 comentarios

LOS MÁS POPULARES:

Recomendamos:

FILMOGRAFILIAS: KURT RUSSELL

66 primaveras contemplan a este actor de ojos claros y con 95 acreditaciones en películas y series desde 1962, si tenemos que definir al...