Adiós Blue


Cuando conocí a Blue, (pequeño bastardito como yo le llamaba) él ya vivía en una esplendorosa madurez, y precisamente desde esa perspectiva, Blue era un perro bastante peculiar, era el único que nació albino de una camada de Cockers color chocolate, pasó de repente de una alocada infancia a una formalidad inusual para su edad, siempre con ese porte sereno, más que tranquilo era un pasota, con esa mirada sabia que sólo se consigue con el paso de los años.




No era el perro más cariñoso del mundo, lo sabemos, él iba a su bola, sus mimitos y muestras de cariño te las daba con cuentagotas, para que no te picases. Como un gentleman.

Ayer Blue nos dejó a los 10 años de edad, su corazón no podía más, eso sí, murió con mucho estilo, como en las películas, como muchos de nosotros desearíamos morir...

Recién comido, con la panza llena, acurrucado en su sillón favorito al lado de una chimenea encendida, cerró los ojos y se durmió para siempre.



Hasta siempre Blue.

Share:

0 comentarios

Recomendamos:

3 PELÍCULAS PARA SENTIRSE "ORGULLOSO"

Desde LMD, una vez más de manera oportunista nos subimos al carro de la actualidad y las celebraciones del World Pride madrileño. Y como no....