THE AMAZING SPIDER-MAN 2: COHERENCIA ARÁCNIDA

No sé vosotros, pero yo últimamente estoy algo saturado con tanto cine de superhéroes, no obstante, es indudable que este género es una fuente inagotable fuente de ingresos, tanto en taquilla como en marketing.



También es cierto, que la trilogía del Caballero oscuro (El Batman de toda la vida) ha sentado un precedente y también ha hecho daño en muchas franquicias de superhéroes, el intento banal de igualar en trascendencia filosófica a las películas de Christopher Nolan  han rozado el ridículo en algunas de estas sagas, pongo el caso de El hombre de acero (El Superman de toda la vida) y de otras recientes películas como el cargante y aburrido Thor, que mejor ni hablo.

Si nos centramos en la franquicia Spiderman, las comparaciones son odiosas, pero también son inevitables...el "reboot" de la saga del hombre araña, supera con creces a la antecesora iniciada por Sam Raimi por allá en el ¿Ya lejano? año 2002.

En serio...¿Alguien se acuerda del sosainas de Tobey Maguire? ¿Y de Kirsten Dunst? La pareja protagonista del nuevo Spiderman: Andrew Garfield y Emma Stone supera en carisma a los anteriormente mencionados, sí me acuerdo, y mucho del quizás mejor villano de la saga: Dr. Octopus, genialmente interpretado por Alfred Molina.




Volviendo a la película que nos ocupa, The Amazing Spider-Man 2: El poder de Electro, es una versión mejorada de la primera cinta de Marc Webb, todo en ella funciona a la perfección, hasta las (a veces) cansinas escenas románticas funcionan, el toque de humor del que está dotada esta nueva saga no chirría para nada.

El casting de villanos comandados por Jamie Foxx (Electro) y Dan DeHaan (Duende Verde) es muy acertado, los efectos especiales son absolutamente espectaculares y los 142 minutos de metraje son vertiginosos, especialmente espectacular es la escena del enfrentamiento con Electro en Times Square.

Volviendo a las comparaciones con el Batman de Nolan, se agradece sinceramente que el film  evite darle esa profundidad de héroe atormentado, porque no hubiese funcionado en un personaje que, a pesar de haber muchas similitudes entre Peter Parker y Bruce Wayne, el enfoque no es el mismo.

Este nuevo Spiderman me gusta, Andrew Garfield encaja a la perfección en su rol: guapo, carismático y gracioso, encima nos ha salido un poquito hipster, como podemos denotar en  los posters de su leonera:
 La portada del disco de DIIV (Mejor Disco internacional del año 2012 en LMD) y el poster de la película de culto Blow-Up de Michelangelo Antonioni.





PUNTUACIÓN:   






Share:

0 comentarios

Recomendamos:

LIVERPOOL: MONUMENTAL Y GEORGIANA

Tercer post dedicado a la ciudad de Liverpool y nuestra particular visión sobre esta ciudad del norte de Inglaterra. Seguimos paseando desor...