Martyrs: el marketing del gore



En estos últimos días se está hablando mucho sobre la presentación en el Festival de Sitges de la película Martyrs,producción francesa del realizador Pascal Laugier que había sido calificada, entre otras lindezas, como "la producción más extrema de la historia". Finalmente, no fue para tanto aunque la película luciera como un incomible pastel de corcho con coartada filósofica incluida.
El parte de bajas tras la proyección ha sido reducido: una "víctima" vomitó al salir de la sala y tres docenas más abandonaron el recinto por motivos varios. Y uno se pregunta: ¿Como es posible que esto pase tratandose del festival de Sitges dónde acude público más especializado en éste género?

El argumento, sin querer desvelar demasiado, sigue las nerviosas peripecias de una joven traumatizada por un secuestro cuando era niña, y que un buen día consigue dar con sus misteriosos captores. Lamentablemente para ella la jornada no ha hecho más que empezar. Y lo que queda por delante se las trae.



Veremos si la película acaba finalmente huyendo de su propia publicidad y acaba engullida por su hábil maniobra de marketing para captar al público más exigente y extremo que ya no se impresiona con cualquier cosa (como es mi caso)
De todas formas y a la espera de poder verla, dudo que no le llegue a la altura de los zapatos de la inquietante y bestial cinta también francesa Alta tensión de Alexandre Aja



Cambiando drásticamente de tema: ¡¡Por si lo lees Clara!! Feliz cumpleaños a tí y tus Universos particulares. Un Beso.

Siempre deseandoos paz y amor...(después de una reseña gore) Sergio "Al Gore" Ramírez.

Share:

1 comentarios

Recomendamos:

(2007-2017) LAS MEJORES CANCIONES DE LA ERA DIFUSA

Aunque no lo parezca, aún seguimos con las celebraciones de nuestro décimo aniversario difuso, de todas maneras con este post damos por clau...