ARQUITECTURAS OLVIDADAS: FARO ANIVA

En un olvidado rincón del mundo, se encuentra una misteriosa construcción abandonada. Es el faro de cabo Aniva en la isla de Sajalín en el extremo oriente de Rusia. 
El faro, que se encuentra en un peñón rocoso difícil de acceder fue construido por los japoneses e inaugurado en 1939, período en el cual la zona sur de la gran isla pertenecía al Japón (prefectura de Karafuto). 




En agosto de 1945, algunos meses antes del final de la segunda guerra mundial, la Unión Soviética ocupó toda la isla de Sajalín después de vencer una dura resistencia japonesa, y la declaró parte de su territorio (hasta hoy en día Japón sigue reclamando la soberanía de esta isla). 

El faro, en ese entonces era una joya arquitectónica, había sido proyectado para que pudieran vivir cómodamente varios guardianes, condición necesaria porque la zona de cabo Aniva estaba prácticamente deshabitada y era difícil llegar a ella. 

El primer piso estaba ocupado por los generadores eléctricos diesel y las baterías. El segundo piso era la cocina y el almacén de alimentos. Ya en la torre del faro, el tercer piso era la sala radio, el cuarto, quinto y sexto eran los dormitorios del personal, en el séptimo estaban los mecanismos neumáticos de las sirenas (usadas en los días de niebla), en el octavo un depósito de combustible y en el noveno y último el mecanismo de rotación del faro. 




Uno de los artículos mas completos por la cantidad y calidad de las fotografías de Aniva se ecuentra en el sitio web "englishrussia.com" pero ya aquí nos encontramos con otro misterio porque el artículo, acompañado por las fotos de Aniva, habla de los faros nucleares "polares" rusos abandonados mientras que cabo Aniva se encuentra bastante lejos del polo. 



Share:

0 comentarios

Recomendamos:

3 PELÍCULAS PARA SENTIRSE "ORGULLOSO"

Desde LMD, una vez más de manera oportunista nos subimos al carro de la actualidad y las celebraciones del World Pride madrileño. Y como no....